SEPTIEMBRE
2014
N°11

LA NEL EN ACCIÓN
Universidad

El psicoanálisis en la universidad
Nora Guerrero de Medina [*], NEL Guayaquil

La tarea del psicoanalista es psicoanalizar y si bien puede ser entendido como una práctica solitaria- el analista y su analizante- el analista en cuanto a su modo de pensar, de formalizar su experiencia, depende de la colectividad analítica, del discurso de los psicoanalistas de su tiempo.

Si esto es así, es necesario crear una comunidad de trabajo, crear un espacio de discusión, de debate, de elaboración colectiva. Un espacio que nos permita la apropiación de los instrumentos teóricos para pensar la experiencia clínica.

Siguiendo esta línea, Jacques Lacan creó su Escuela y a lo largo del mundo se han creado muchas escuelas, agrupadas en el marco de la A.M.P., para la formación de los analistas

La NEL (Nueva Escuela Lacaniana) sede Guayaquil, es nuestra Escuela. Forma parte, a su vez, de la NEL que se extiende a través de sedes y delegaciones por distintos países de América Latina y del Caribe.

Nuestra escuela consciente de su enorme responsabilidad, y animada por el deseo de sostener y extender los fundamentos del psicoanálisis en nuestro medio, año a año programa una serie de actividades, las mismas que podríamos agruparlas bajo el título de enseñanzas. Desde el descubrimiento del Psicoanálisis, por Sigmund Freud, ha habido enseñanzas.

Desde el comienzo, la invención del procedimiento freudiano y luego su difusión fueron solidarios de la elaboración del saber freudiano.

Ahora valdría la pena preguntarnos ¿por qué es necesario que haya enseñanzas?

Reconocemos con Lacan, que el analista es el producto de su análisis personal, a condición de que sea llevado a término. Solo el análisis personal, pone a su alcance el acto analítico. Resulta de esto que no es el acto el que se enseña, pero resta la estructura en la que se inserta, que no se aprende en la experiencia, aunque ella lo ordene.

J. Lacan en su escrito sobre la formación del analista, dice que esto solo es posible si se cumple en un trípode.

  • La enseñanza de los textos
  • El análisis personal
  • El control del caso

El siglo XXI ofrece muchos escenarios que el Psicoanálisis puede aprovechar para la trasmisión de su sólido cuerpo teórico y sus enseñanzas clínicas.

Por ejemplo la Universidad, institución propicia para el debate de las ideas, procura un marco simbólico para el desarrollo de programas de diplomados, maestrías, doctorados.

La Universidad Católica de Santiago de Guayaquil desde el 2005 ofreció a la comunidad ecuatoriana, programas de Maestrías en Psicoanálisis con mención en clínica psicoanalítica y con mención en educación; programas que nos permitieron ofrecer al psicoanálisis del país, una parte del trípode, la enseñanza de los textos.

Para ello solicitamos el apoyo de la A.M.P. y de la NEL, contando, de este modo, con un plantel de docentes que son analistas de reconocida y sólida trayectoria en el ejercicio y la enseñanza del psicoanálisis en el mundo.

Durante el desarrollo del programa, tenemos la visita mes a mes, de psicoanalistas de la A.M.P., quienes además de cumplir con el programa académico, dictan una conferencia pública. Este espacio abierto a toda la comunidad, se convierte en la VOZ que dará- en nombre del psicoanálisis de orientación lacaniana- respuestas diversas sobre el malestar en la cultura.

Además en nuestra Escuela se realiza una sesión de discusión (conversación) de casos clínicos, donde un miembro o asociado de la NEL, presenta un caso clínico que será discutido por el docente invitado.

Cabe señalar que los maestrantes vienen desde distintas provincias y ciudades del país, lo que le permite a la Maestría y a la NEL, plantar un germen psicoanalítico en el país.

¿Cuáles son los efectos de la presencia del psicoanálisis en la Universidad?

Como efectos de la presencia del Psicoanálisis en la Universidad, podríamos señalar lo siguiente:

  • Muchos maestrantes, están en proceso de formación cómo psicoanalistas, se analizan, hacen control de los casos atendidos por ellos, se interesan por todas las actividades que organiza la NEL.
  • Los analistas de la NEL, que a su vez hacen docencia en los programas de Maestría, por la transferencia que logran con los estudiantes, son invitados a sus respectivas ciudades a dictar Seminarios, sobre temas diversos, que tienen que ver con el Psicoanálisis.
  • En la Universidad, la carrera de Psicología Clínica, tiene una orientación analítica, donde se leen los textos de Freud, de Lacan, de J.A. Miller, los alumnos asisten a las conferencias públicas ofrecidas por los docentes invitados a dar clases en la Maestría, asisten a la discusión de casos clínicos en la NEL , piden análisis, piden control de su práctica, etc.
  • ¿Es la Universidad y su discurso el lugar propicio para la formación de los analistas? Si somos consecuentes, con el discurso de Lacan, tendríamos que decir que no, pero no hay duda, que hoy la Universidad, como lo señalé en párrafos anteriores, constituye un medio propicio, para facilitar su enseñanza. En función de esto es necesario que la Escuela se pregunte, cómo acoger a toda esta población de sujetos, que estudian textos sobre psicoanálisis, se analizan , controlan su práctica como psicólogos clínicos, se interesan en las actividades que organiza la NEL, para ayudarlos a decidirse por formar parte de ella.. Dejo abierta esta pregunta, quizás entre todos encontremos la mejor respuesta.
  • En la Universidad, la carrera de psicología clínica, es el semillero para la formación de analistas, a partir de lo que escuchan en las conferencias públicas de los analistas invitados a los programas de Maestría, se acercan a la NEL, piden análisis personal, se interesan en los seminarios, y cursos dictados en la NEL.

Julio del 2014

NOTAS

* Directora de la Maestría en Psicoanálisis. Universidad Católica.